sábado, 20 de agosto de 2011

¿DEFRAUDAN LOS EXTRANJEROS CON LA RENTA MÍNIMA DE INSERCIÓN?

En línea con un argumento tan simple que es cada vez más popular ("culpa a cualquiera -*especialmente al extranjero*-  de tus males; es mucho más llevadero") el consejero de Empresa del Gobierno Catalán, Francesc Xavier Mena, afirma que los marroquíes defraudan en el uso de la Renta Mínima de Inserción. Según él, "muchos" de los 9.000 marroquíes que cobran esta renta de inserción han retornado a Marruecos o complementan la ayuda con un ingreso irregular. 
Las declaraciones de Mena, que no han sido secundadas por colegas de su gobierno, como el consejero de Bienestar Social, Josep Lluís Cleries, se produjeron después de que el pasado 1 de agosto 34.000 beneficiarios de la ayuda recibiesen la sorpresa de que iban a cobrarla por cheque bancario enviado a su domicilio por correo certificado. Nada de transferencia automática. 
Francesc Xavier Mena
El mensaje de Mena se escribe en un idioma en el que "extranjero" significa "saco de arena" con propósito electoral. No muy diferente a lo que hace el Partido Popular o Plataforma x Catalunya. Estigmatiza al extranjero, una vez más; en esta ocasión apelando al uso fraudulento de las ayudas, un argumento recurrente.
Lo primero que llama la atención es que el consejero catalán no ofrece datos de lo que afirma. Dice que "muchos" de los marroquíes que reciben ayuda han retornado y cobran desde Marruecos el RMI. Pero lo cierto es que de todos los colectivos de inmigrantes que se han acogido a planes de retorno, el marroquí ha sido el más reacio a volver. Y eso que, de por sí, la mayor parte de los inmigrantes han decidido quedarse. Pero, repito, los marroquíes muy por encima de los demás.
Si uno acude a la página de Idescat, el compendio estadístico en Catalunya, no encuentra en apartado alguno datos sobre la nacionalidad de los receptores del RMI. En realidad, el principal dato sobre la recepción de ayudas es el que se refiere a la población en riesgo de exclusión social: en un 87%,  española.
Tampoco los datos de subsidios de desempleo responden a este abuso fraudulento del que Mena quiere responsabilizar a los extranjeros, en esta ocasión, marroquíes. De los 3.900.000 perceptores de prestación por desempleo, unos 350.000 son extranjeros. Es decir, el resto, unos 3.550.000 perceptores son españoles. Menos de un 9% de quienes perciben el desempleo es extranjero, a pesar de que éste significa el 18% de la población activa y más del 10% de la población total.
Por lo demás, Catalunya está lejos de mantener un gasto por cabeza en solidaridad similar al de Europa. Está 10 puntos por debajo del resto de la UE. Y 4 puntos por debajo del resto de España. De modo que su esfuerzo solidario, con sus propios excluídos, no es ni de los más altos ni de los que deban llenar de orgullo a sus gobernantes. La energía en el control del fraude del más debil debería alimentarse con el control del fraude del más fuerte, a la larga seguro que muy rentable.

1 comentario:

  1. En cataluña de las 200.000 Rentas mínimas 40.000 son a ciudadanos marroquís. Que extraño no???? , por no hablar de quien esta ocupando las guarderias públicas. Los solidarretas como tu no se dan cuenta que estan perjudicando a miles de familias españolas que se quedan sin guarderia y sin ayudas

    ResponderEliminar