miércoles, 27 de abril de 2011

EUROPA VIEJA TACAÑA (REFUGIADOS TUNECINOS EN ITALIA)

El presidente francés y el primer ministro italiano llegan a un acuerdo para limitar el Tratado de Schengen. Eso equivale a restringir la circulación de inmigrantes dentro de un espacio europeo en el que la libertad de paso es su sentido mismo de existir.  Los países puede restringir las fronteras si creen que hay una amenaza. Y Europa vive viendo amenazas. 

Todavía es imposible concretar como lo harán. Pero de momento han logrado, de nuevo, situar el debate en terrenos cómodos para ellos: el populismo de lata y el manejo diestro de las emociones. 

Según la Organización Internacional de las Migraciones Italia ha recibido unos 25.000 refugiados directamente vinculados a las revueltas en Túnez, Egipto o Libia. Sin duda son muchos más y más que pueden ser aún. Pero por tener una perspectiva de los números, sólo en la frontera de Egipto se contabilizaron unos 140.000 refugiados. 

Así que el "éxodo" que amenaza a Europa quizás sea, una vez más, como otros éxodos anunciados, una nueva excusa para ganar las emociones internas en épocas electorales (Sarkozy) o tiempos judicialmente aciagos (Berlusconi). A Europa esta crisis la hace un poco más vieja y un poco más tacaña.

No hay comentarios:

Publicar un comentario